Se ha producido un error en este gadget.

martes, 15 de julio de 2014

Felicidad en el Trabajo

Felicidad en el Trabajo
Todos aspiramos a tener un puesto de trabajo y -si lo conseguimos- a ser feliz en él. Debido al alto índice de desempleo en nuestro país, según la encuesta sobre felicidad en el trabajo, analizada por la IMF Business School, entre 3.000 personas, la mayoría de los españoles estamos contentos con nuestra profesión.

Para ser más realistas, según mi punto de vista, creo que tendríamos que preguntar ¿Cuántos profesionales trabajan contentos en los puestos de trabajo que ocupan y que no tienen nada que ver con sus estudios o formación profesional? Es curioso que las profesiones que dicen reportar mayor felicidad sean las de bombero, enfermero, actor o farmacéutico.

PSICOLOGÍA POSITIVA

Todas estas tienen en común poder ayudar, salvar, aliviar o hacer disfrutar a otros. Precisamente, uno de los propósitos de la Psicología Positiva, tan en auge en los últimos años, consiste en sentar las bases de una ciencia de la felicidad.  Según he estudiado en el programa superior de liderazgo y coaching ejecutivo, ésta se consigue al capacitar y desplegar al máximo las fortalezas personales de cada individuo.

Tengo la suerte de disfrutar y sentirme plena con mi trabajo, porque precisamente me dedico a desarrollar el talento de las personas y orientarlas para mostrarles cómo potenciar sus habilidades desde la energía que produce el cerebro emocional. En el siglo XXI, dedicarse a fomentar el bienestar personal desde la neurociencia es un lujo.

NUEVA SOCIEDAD Y ECONOMÍA

Y lo hago desde el convencimiento de que la suma de personas felices es contribuir a una nueva sociedad del bienestar, donde la clave no pivote en las riquezas materiales: la era de la economía de la atención personal. Para producir más y mejor es importante sentirnos a gusto en el trabajo.
Estamos ante varios cambios de paradigmas para la generación de economía que todos pasan por el factor humano. Hasta en publicidad ya se estudia el “Internal Branding”, que consiste en darle valor a la marca  a través del nivel de satisfacción del empleado. Sobre todos en el sector servicios, el que predomina en España, quien fideliza al cliente es el que vive una buena experiencia con la persona que le atiende. Así que pensemos en la necesidad de elevar la felicidad en el trabajo.

Sara Dobarro

1 comentarios:

Isidro Cristobal Del Olmo dijo...

genial mi querida sara te coloco entre los blog que sigo el numero uno lo tiene lo tiene santi, el dos tu, ja ja,=sara =genialidad